INICIO > ECONOMÍA 23 abril, 2021

Informe asegura que las nuevas restricciones afectarán a la economía en Argentina

El nivel de actividad económica comenzará a mostrar un crecimiento en términos interanuales a partir de marzo, dado que se comparará con “los meses pandémicos” en los que los puntos de partida son “muy bajos”, mientras que en segundo trimestre se verá afectado por mayores restricciones, indicó hoy un informe privado.

“La actividad retornaría al crecimiento desestacionalizado en marzo”, consideró y evaluó que “los datos de producción automotriz, acero y materiales para la construcción mostraron un buen desempeño el mes pasado, marcando que la segunda ola de Covid todavía no había impactado en la producción”.

El análisis de la consultora Ecolatina sostuvo que “entrado el segundo trimestre, el nivel de actividad se verá afectado por las mayores restricciones que traerá la aceleración de contagios de Covid”.

La actividad económica cayó 2,6% en febrero último en forma interanual, mientras que frente a enero la merma fue del 1%, con lo que se cortó una racha de nueve meses consecutivos en alza, según el INDEC.

“Hay que tener en cuenta que las nuevas limitaciones implementadas hace unos días son más focalizadas y orientadas a la circulación, y no afectan sensiblemente la producción de bienes y servicios a nivel agregado”, puntualizó el estudio de la consultora.

Sin embargo, aclaró que “no alcanzaría para evitar que haya un retroceso sobre el nivel de actividad”, dado que “los comercios achicaron sus horarios de venta al público, las personas comenzaron a resguardarse más en los hogares por la alta circulación del virus y algunas industrias y comercios podrían verse obligados a cerrar temporalmente en la medida que haya contagios del personal”.

“El impacto final sobre la economía estará determinado principalmente por la duración de la nueva ola de contagios, las nuevas restricciones y el ritmo de vacunación”, apuntó.

Señaló que, si se tiene en cuenta que “el contexto social es delicado, el Gobierno podría incrementar nuevamente su déficit” para mitigar la crisis.

“Además, al tratarse de un año electoral, el Ejecutivo se enfocará en mejorar rápidamente el poder adquisitivo de los hogares y bajar la inflación, y para lograrlo ya redujo la tasa de la depreciación del tipo de cambio oficial”, resaltó.

Así, manifestó: “Si bien nuestro escenario más probable no contempla una restricción generalizada a las importaciones, si se endurecen las trabas para acceder al mercado oficial de cambios, la actividad podría verse afectada, ralentizando la recuperación”.

“Si el nivel de actividad del primer bimestre se mantuviera sin variaciones en lo que resta del año, la economía crecería un 7,5% en 2021”, calculó.

En tanto, subrayó que “el resultado estará muy determinado por la evolución del frente sanitario”, por lo que es “probable que la actividad retroceda de manera desestacionalizada en el segundo trimestre de 2021”.

(Fuente: Diario 26)