INICIO > posadas 20 enero, 2021

Dengue: fuerte tarea de monitoreo y fumigación en Posadas

El Municipio profundiza las acciones preventivas para combatir al dengue. Por un lado se extienden y acentúan los operativos de fumigación y de control focal, y por el otro hay una fuerte campaña de concientización acerca de las medidas sanitarias para evitar esta enfermedad.

En este sentido, se realizan fumigaciones preventivas y saneamiento en diversos sectores de la ciudad, estas acciones se vienen desarrollando de manera articulada entre la Secretaría de Salud, Medio Ambiente y Desarrollo Humano, Delegaciones Municipales, Ministerio de Salud Pública, Legislatura de Misiones y Ejército argentino.

Las ovitrampas situadas en diferentes puntos estratégicos por la Dirección de de Epidemiología y Vigilancia de Salud en conjunto con la Dirección de Saneamiento Ambiental de Salud Pública permiten la detección de mosquitos Aedes aegypti en los barrios. En estos lugares se procede a la fumigación.

Este miércoles, las intervenciones se llevan a cabo en el sector 5 y en el barrio 508 viviendas de Itaembé Guazú, también en los barrios Terrazas I y II, La Cima y Hospital. A su vez, los trabajos sanitarios se efectúan en las chacras 172 y 183.

La Comuna trabaja durante todo el año para eliminar el mosquito en sus diferentes etapas de crecimiento: huevo, larva y adultez. Por ello, los trabajos sanitarios continuarán este jueves en los barrios Terrazas II y III. En ese marco, una de las acciones fundamentales es informar a los vecinos respecto de la importancia de eliminar potenciales criaderos del mosquito Aedes aegypti, descartando de forma apropiada los recipientes sin uso. Asimismo, entre las precauciones que la población puede tomar en sus hogares se sugiere repelentes a niños, ancianos y personas más vulnerables o que realizan tareas al aire libre, y se recomienda el uso de espirales, incienso y otros productos de bajo impacto ambiental.

Vale recordar que los síntomas de dengue son fiebre alta, sarpullido y dolor retroocular, en los músculos y las articulaciones. En los casos más graves puede haber hemorragia profusa y un shock, que pueden llevar a la muerte. Se recomienda ante síntomas como fiebre o manchas en la piel, náuseas y vómitos, cansancio muscular o sangrado de nariz o encías consultar con un médico.